Visita guiada a la villa de Korres, en la «frontera de malhechores»

Vista norte de Korres, cerrando el portillo

Vista norte de Korres, cerrando la salida del portillo (foto: EiTB.eus)

Korres bien merece una visita para

  1. conocer el Centro de interpretación del Parque natural de Izki (edificio rectangular a la izquierda de la foto)
  2. recorrer su casco medieval en medio de un extraordinario entorno medioambiental y paisajístico
  3. descubrir el destacado papel que desempeñó en la «frontera de malhechores» entre los siglos XIII-XV
Balcón junto al castillo de Korres

Balcón de vigilancia del portillo, junto al castillo de Korres (foto: Fundación Estadio, 2015)

Una visita guiada a Korres y su entorno histórico puede hacerse en media jornada (unas 4 horas), incluyendo:

  1. Encuentro junto al Centro de interpretación, presentaciones y reparto de documentación
  2. Paseo por las calles de la villa medieval
  3. Visita interpretada al templo de San Esteban y contemplación de vistas (sierra de Cantabria)
  4. Inicio de Senda de Antoñana, en dirección al castillo roquero
  5. Vigilancia del barranco desde balcón balizado del Parque, a pie del castillo. Avistamiento de topónimos
  6. Vuelta por Senda de Bujanda, bordeando el barranco del río Izki
  7. Despedida en el Centro Social, frente al Centro de interpretación

Principales elementos históricos que se reseñarán durante la visita (dirección de contacto):

Estelas romanas de Korres

Estelas romanas de Korres

  1. En Korres se han hallado lápidas de época romana (siglos II-IV), pero la primera aparición histórica del topónimo parece ser la del fuero de Lapuebla de Arganzón (1191), en el que Corres figura como límite territorial, aunque hay dudas de si en realidad este confín no reproduce el de un fuero anterior concedido a Treviño en 1161, que no se conserva: ET SINT TERMINI VESTRI USQUE AS SANCTUM ROMANUM ET USQUE AD CORRES ET USQUE AD PIPAHON. 
  2. La segunda es del testamento del 8 de diciembre de 1204 de Alfonso VIII, «el de Las Navas», rey de Castilla, 1158-1214: EGO RESTITUAM REGI NAVARRE [VILLAM DE ANTONNANA ET CASTELLUM DE ATAURI ET PORTILLA DE CORTES. Esta promesa de devolución implica que «Portilla de Corres» fue patrimonio previo del rey de Navarra, Sancho VII.
  3. Pero a partir de la conquista de Vitoria-Gasteiz en 1200, Korres formará parte de una red estratégica de plazas fortificadas en la nueva frontera, junto con Santa Cruz de Campezo, Contrasta y Salvatierra-Agurain en Álava, y Tolosa, Villafranca y Segura en Guipúzcoa, villas que reciben fuero el mismo año 1256 por parte del rey sabio castellano Alfonso X. Previamente no se documenta tenente de «Portilla de Corres», a diferencia de las cercanas plazas de Antoñana, Santa Cruz de Campezo, Marañón, Arluzea, Treviño, Buradón o Vitoria; ni recibe fuero de rey de Navarra, en contraste con los de Antoñana, Bernedo o Vitoria.
  4. Entre Korres y la colindante Bujanda se aprecia una afilada frontera lingüística. En Bujanda se conservan nombres romances antiguos (Cambra • Lano • Majuelo • Paulenga • Sierna • Somo • Sotos). En Korres los topónimos vascos se hallan extraordinariamente bien conservados (Arana • Aranbalza • Arratuzabala • Arregi • Arronzaila • Artadoia • Artikuzubia • Artolaita • Atxartes • Barrumaspe • Basalau • Borialde • Bustina • Erepia • Estalarri • Estueta • Ezkanzularana • Gabarana • Gastilupe • Gustaldapa • Huertabe • Ikalardoia • Laziaita • Lejoste • Llorra • Malaitegi • Mantxibio • Matoste • Mendizibidia • Meteri • Oiasolo • Okelu • Orkiza • Oruguro • Otxarrate • Repitarana • Romarate • Saiturri • Sandurieta • Txistola • Txokazarra • Ulibarri • Usasolo • Zabalegi • Zurruzuri). De entre todos los nombres antiguos conservados desctaca uno por su especial abolengo: Tolga.
  5. Documentación de Ramos Aguirre (2000): El papel de las tenencias y de los castillos en altura: organización del territorio y ejercían un control sobre los caminos. Relación entre el castillo y la guarnición, etc.
  6. Documentación de Fernández de Larrea (2005): Origen de la frontera de los malhechores a partir de la conquista castellana del Duranguesado, de Álava y de Guipúzcoa en 1199-1200. Bandidaje siglos XIII y XIV.
  7. Felipe de Lazcano y Sarria (Korres 1600, Madrid 1654) antecesor de Almudena de Arteaga, hija del actual conde de Corres, Íñigo de Arteaga y Martín, asimismo duque del Infantado.
Vista del castillo de Korres desde el balcón del parque

Vista del castillo de Korres desde el balcón del parque (foto Osaki Mendizaleen Taldea)

Preguntas

  1. ¿Por qué litigian los reinos de Navarra y Castilla en 1199-1200? ¿Hay reelaciones de parentesco entre los monarcas Sancho VII y Alfonso VIII?
  2. ¿Por qué los «parientes mayores» de Álava y Guipúzcoa se decantan por Castilla?
  3. ¿Qué problemas sucesorios se producen entre los reyes castellanos Alfonso VIII y Alfonso X?
  4. ¿Por qué se denominaron «sabios» a Sancho VI de Navarra (fueros de Antoñana, Bernedo y Vitoria) y Alfonso X de Castilla (fueros de Corres, Santa Cruz de Campezo, Contrasta)?
  5. ¿Tiene que ver el surgimiento de Álava como hermandad y luego provincia con la frontera de malhechores?
  6. ¿Qué sucede en Contrasta en el siglo XV? ¿Qué relaciona a Corres con Contrasta? (Vasallo Toranzo 2001)
  7. ¿Cómo nos explicamos que un Felipe de Lazcano, nacido en Corres en 1600, llegara a ser miembro de la Orden de Santiago en la corte de Felipe IV con tan solo 22 años?

Citas escogidas de Fernández de Larrea (2005)

  1. La frontera de malhechores (ss XIII-XV). (Mapa de Nabarlur)

    La frontera de malhechores (ss XIII-XV). (Mapa de Nabarlur)

    “El bandidaje caracteriza el final del siglo XIII y la primera mitad del siglo XIV en la frontera de Álava, Guipúzcoa y Navarra. Las fuentes nos muestran de forma abrumadora expediciones de saqueo y campañas de represión que se extienden desde el Bidasoa hasta la Sierra de Codés (1290-1350)

  2. En 1306 las cuentas de los merinos nos hablan de quince ataques sufridos por el reino pirenaico, con incursiones en Amescoas, Zúñiga desde Campezo.
  3. En el año 1349, Juan de Rouvray, merino de Estella, desarticuló una de las bandas que actuaba en el sector central de la frontera, el corredor de la Barranca o Sakana: los conocidos como malfechores d’Arbiçu y sus cómplices guipuzcoanos.
  4. En ocasiones, la lucha de bandos se solapaba con las actuaciones de represión del bandidaje: el señor de Oñate –Beltrán Ibáñez de Guevara–, como merino mayor de Guipúzcoa, acudió en 1330 en ayuda de los navarros que atacaban la fortaleza de los Lazcano y, a su vez, fue apoyado por el merino navarro de las Montañas contra los Oñaz, a los que cercó en Hernani en 133248. Los dos linajes atacados pertenecían al bando oñacino, mientras que los Guevara militaban en el gamboíno.
  5. En Navarra se apuntaló, en primer lugar, uno de los sectores más castigados: la tierra de Aranaz. En 1312 se fundó la bastida de Echarri-Aranaz “que […] es en frontera de los malfechores”
Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: